Los Chicos de Azul  

Posted by El Vengador Tóxico in

sLAng

sLAng no es un juego de buenos y malos, así que sácate de la cabeza la idea de que los polis son un puñado de buenos chicos que persiguen a los maleantes para darles su merecido a cambio de un sueldo mísero, actuando como héroes día sí y día también.

En sLAng los policías son seres humanos con su fallos, debilidades, temores y malos pensamientos. La corrupción policial existe, a diferentes niveles y de diferentes formas. Los derechos civiles atan las manos de los agentes que muchas veces optan por extralimitarse o poner la mano y mirar hacia otro lado.

Hay una buena cantidad de cuerpos del orden operando en el condado de Los Ángeles, estatales y federales, dispuestos siempre a joderse entre sí por cuestiones de jurisdicción para apuntarse el tanto o cargarle el muerto a otros.

El Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD) es la principal fuerza policial en la ciudad de Los Ángeles y se ocupa de la mayoría de los asuntos que ocurren en la misma. Patrulleros, detectives, policía científica o SWATs, el LAPD está formado por cantidad de hombres y mujeres entregados a la ingrata tarea de hacer prevalecer la ley y el orden. Por otro lado, también es la fuerza policial con peor reputación del país, con un abultado historial de abusos policiales, corrupción y racismo.

Otros cuerpos que operan en el Estado son la Patrulla de Carreteras de California (CHP), los famosos chicos de coches blancos y negros encargados de la vigilancia de las carreteras; la Oficina del Sheriff del Condado, que tiene las atribuciones de la policía en las poblaciones que no tienen su propio departamento e incluso dentro de algunas de las ciudades que forman la aglomeración de Los Ángeles.

Para complicar más las cosas a nivel de competencias entre agencias del orden, también están los muchachos trajeados de Washington: los federales. Entre las principales agencias federales figura, por supuesto, el FBI, encargada de la investigación de los crímenes más serios o difíciles de resolver como los asesinatos en serie o la lucha contra el crimen organizado; y también otras menos conocidas como la Oficina de Alcohol, Tabaco y Armas (ATF), que controla el uso y tráfico de armas, explosivos y sí, también del alcohol y del tabaco.

Tampoco nos podemos olvidar del célebre Servicio Secreto, encargados de la seguridad del presidente y otros VIPs y de la lucha contra la falsificación de moneda; los Marshals, que garantizan la seguridad de cárceles y tribunales federales o de la Agencia Antidroga (DEA) que lucha contra el tráfico de estupefacientes dentro y fuera de los Estados Unidos.



Nota: Este texto es un extracto de la guia de iniciación de sLAng, A QUEMARROPA, que podéis descargar en ESTE enlace.



This entry was posted on lunes, 31 de julio de 2006 at 19:36 and is filed under . You can follow any responses to this entry through the comments feed .

0 comentarios (¡Comenta, maldito!)

Publicar un comentario